Algunos consejos para enseñar a tu hijo a montar en bici

¡Hola! Hoy os traigo unos consejos sobre cómo empezar a enseñar a vuestro hijo a montar en bici. Son unos sencillos pasos para que tu hijo se sienta cómodo y seguro montado en una bici. Iremos poco a poco desde las bicis de equilibrio, pasando por las bicis con ruedines o estabilizadores hasta dejar de usar estas.

Cada parte ocurrirá en momentos distintos de su vida en general el aprendizaje no lleva mucho tiempo, pero dedica el tiempo que tu hijo necesite.

Cuánto tiempo tarda un niño en aprender a montar en bici

Aunque varía de un niño a otro, es posible enseñarle a un niño a montar en bici en menos de una hora. Sin embargo, esto va a depender de la confianza y coordinación del niño, ya que la primera lección de un niño se enfoca en lograr que se equilibre y se acostumbre a cómo se siente estar sentado en una bici.

Las bicis infantiles tienen distintos niveles; Para ayudarlos a montar con más confianza, recomendamos usar una bici de equilibrio.

Montar una bici de equilibrio

Las bicis de equilibrio comienzan el proceso simple de aprender a montar en bici enseñándole a su hijo, en pocas palabras, a mantener el equilibrio. Los niños tienen una mejor idea de cómo mantener el equilibrio porque este tipo de bicis no tienen pedales. Esto permite que tu hijo se adapte a estar sentado encima de una bici, usando sus piernas y pies para apoyarlos mientras camina con ella, corre y se sienta en la bici y se desliza.

¿Cómo funcionan las bicis de equilibrio?

Las bicis de equilibrio tienen dos ruedas, frenos pero no pedales, y son más pequeñas y ligeras que las bicis con estabilizadores (o ruedines). Han sido diseñados para que los peques pueda levantarlos para que pueda sentarse fácilmente para practicar la conducción.

La mejor edad para una bici de equilibrio

Desde los 8 meses hasta  los 2 años, los niños pueden montar en bici de equilibrio y son adecuados para niños de hasta 5 años. Realmente depende de con lo que tu hijo se sienta más seguro y, por supuesto, de lo que más le guste montar.

Hay cuatro pasos clave para ayudar a tu hijo a aprender a montar en bici de equilibrio:

1- Caminando

2 – Sentado

3 – Corriendo

4 – Deslizamiento

Seguir estos cuatro sencillos pasos ayudará a tu hijo a fortalecer sus músculos y mantener el equilibrio de manera eficaz, que es una habilidad importante y necesaria para montar en bici. Una de las ventajas de las bicis de equilibrio es que, dado que son súper ligeras, cuando sabes que tu hijo está un poco harto de montar en bici, ¡puedes dárselas para que la carguen durante el resto del camino!

Montar en bici con ruedas estabilizadoras

Otro método para aprender a montar en bici, es usar una con estabilizadores, una opción común que se ha utilizado para enseñar a los niños desde hace muchos años. Si tu hijo no está del todo listo para una bici de alto rendimiento después de su entrenamiento inicial, puede pasar a los estabilizadores. Son excelentes para cualquier niño que todavía necesite desarrollar algo más de confianza.

¿Cuál es la edad promedio para que un niño ande en bici sin estabilizadores?

La edad media para que un niño ande en bici sin estabilizadores varía. Los niños pueden aprender a montar en bici sin apoyo adicional entre los 3 y 8 años, o tan pronto como se sientan cómodos manejando su bici de equilibrio por su cuenta.Pero como ya dijimos cada niño tiene su ritmo, no lo presione.

Enseñarle a su hijo a montar en bici (sin ruedines y con pedales)

Una vez que el niño esté listo para comenzar, pídele que se pare montado sobre la bici con una pierna a cada lado de los pedales y que comience a caminar lentamente con ella, como con una bici de equilibrio. Una vez que controle ese movimiento, debes intentar que se siente y comience a pedalear, asegúrate de que está cerca para que se sienta seguro. Es posible que debas darle un pequeño empujón para que se pongan en marcha, pero una vez que comience a pedalear, deberá poder tomar impulso sin caerse. Déjelo dar unas vueltas para tener más confianza. 

Por último, cuando su hijo se sienta seguro al montar en bici, enséñele cómo usar los frenos; enséñale dónde están y para qué sirve cada freno. El frenado es una parte importante de la conducción.

Una vez que su hijo haya aprendido lo básico, ¡Déjelo montar solo! Dale espacio para que practique y aumente su confianza de forma natural sin tener que depender de ti.

Montar en bici es una primera experiencia emocionante y por consiguiente debe ser divertido para el niño y darle confianza para probar cosas nuevas. Confianza…es de lo que va montar en bici.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *