Consejos para ahorrar en luz este invierno

Cuando llega ese mes en que el varios gastos llegan de golpe (la vuelta al cole, equipaciones del equipo del niño,   los gastos de las vacaciones, ahorrar para los regalos de Navidad,  pagar más luz por la calefacción,  secadora…), muchos hogares se valen de trucos y malabarismos para llegar a fin de mes,  yo incluida. A mí en estas fechas se me disparan los gastos… Para esos momentos, algunos seguimos algunos trucos para ahorrar,  otros optan por minicréditos como Viaconto (autor de la imagen de abajo)  para acabar el mes…  Y es normal,  yo he tenido que pedir alguno más de una vez. 

Aún contando con soluciones rápidas, no está de más evitar derrochar en la factura de la luz, sobre todo durante el invierno. Con estos consejos básicos, será más sencillo ahorrar:

Apagar y desenchufar: todo lo que se pueda dejar desconectado mientras no se use, mejor. Para no tener que ir aparato por aparato, sobre todo si se tienen varios en un mismo lugar, son muy recomendables las regletas inteligentes. Permiten controlar el consumo de energía y apagar a la vez todos los dispositivos enchufados, de forma que no consuman luz mientras se esté fuera.

Bombillas de consumo reducido: no son excesivamente más caras en su precio de compra, pero la diferencia se amortiza con creces. Con menos potencia, son capaces de iluminar más y reducir así hasta ocho veces el consumo de energía del hogar. Las bombillas de bajo consumo son uno de los elementos que más permiten ahorrar a las familias.

Revisar los servicios contratados: es habitual mantener las compañías contratadas en las casas. Bien por ser la elegida por anteriores inquilinos, bien por ser la de toda la vida en casa de los padres. Pero hay ofertas en el mercado con tarifas variantes de luz y gas que pueden hacer ahorrar mensualmente a una familia. Vale la pena informarse y ver qué pueden ofrecer. Para los meses del recibo más cuantioso, siempre se puede acudir a empresas como Viaconto y hacer frente sin agobios a esas facturas altas del invierno. Yo los meses de invierno con las secadoras lo noto mucho…  Y es que donde vivo,  la humedad no deja que se seque la ropa.

La calefacción, consejos para ahorrar en invierno

La mitad de la energía que se consume en los hogares se debe a la calefacción. Solo es necesaria de forma regular durante unos pocos meses al año, pero son las facturas más elevadas. Aquí van algunos consejos específicos para ahorrar en calefacción:

Mantener la temperatura: poner la calefacción a una alta temperatura para calentar rápido la casa, apagarla y volver a ponerla genera en las instalaciones un sobreesfuerzo que multiplica la factura. Es mejor ser paciente, dejar que se alcance el ambiente deseado poco a poco y mantener una temperatura estable. De esta forma, el circuito de la calefacción no se sobrecargará.

El sol, ese gran aliado: por suerte, España es un país de sol y hay que aprovecharlo. Levantar las persianas y dejar que el calor natural invada las habitaciones es una buena forma de calentar la casa. Cuando empieza a caer el sol, antes de que sea de noche, bajarlas del todo de nuevo evita que se vaya muy rápido. Si esos rayos de sol van además directos a la cama o incluso a la ropa tendida, mucho mejor.

Encender la calefacción solo si es necesario: hay momentos del comienzo del invierno en que cuando anochece da frío de repente. Poner la calefacción al máximo para quitarla a las dos horas es muy habitual, pero caro. Es más recomendable aguantar con una mantita y unos calcetines que gastar dinero y energía.

Apagar radiadores: si hay habitaciones en las que no se está, es mejor cerrar el radiador. De esta forma, no se calentarán y no consumirán energía.

¿En casa ahorráis luz? ¿Seguís algún método para no gastar demasiado en estos meses?

One thought on “Consejos para ahorrar en luz este invierno

Deja un comentario