¿Piojos en el colegio? Síntomas y remedios naturales

Los piojos son un tipo de  insecto parasitario que no tiene alas. El piojo adulto adulto tiene el tamaño aproximado de una semilla de ajonjolí. Las liendres (los huevos de los piojos) son más pequeños, llegando a parecer incluso a la caspa.
¿Cuáles son los síntomas?
  • ·         Picor y cosquilleo en el pelo
  • ·         Irritación al rascarse el cuero cabelludo.

A mí me está picando la cabeza, sólo de pensarlo!!  A los padres nos trae de cabeza, ya que son complicados de prevenir. Si ya los han cogido, la zona más fácil para detectarlos son la línea del cuello y detrás de las orejas.


Si tenéis perro, no os preocupéis! Los piojos sólo van al pelo de las personas, no de los animales.

Para prevenir el contagio, lo mejor es no compartir sombreros, gorras, cepillos del pelo, así como cualquier objeto o prenda que pueda dar lugar al traspaso de piojos. Los niños de 3 a 10 años tienen más posibilidades de cogerlos en el colegio, dado el mayor contacto con niños. Y como no, sus familias vamos detrás!!
Muchas personas, sobretodo antiguamente, decían que tenía que ver con si el pelo estaba sucio o limpio. La higiene del cabello no tiene relación alguna con la posibilidad de contagiarse con los dichosos piojos.
Una vez que se han contagiado lo mejor es usar un tratamiento de farmacia para eliminarlos y lavar la ropa del niño y la ropa de cama a una temperatura de 60ªC. Otra opción son los centros especializados en prevención y tratamiento de piojos como Kids&Nits que tienen centros en casi toda España.
Tratamientos naturales para evitarlos:
  • 1.     Aplicar sobre el cabello 2 veces por semana una infusión de hojas de eucalipto con un suave masaje.  Se hierve un litro de agua y se le añaden 3 o 4 hojas de eucalipto. Al retirarlo del fuego, se le pueden añadir unas gotas de limón.
  • 2.     También puedes usar esencia de lavanda. La venden ya en frascos en las herboristerías. Se aplicaría con un masaje sobre la raíz del cabello.
  • 3.     Extracto de árbol de té. Se añaden unas gotas al champú que utilice el niño a diario. Es el remedio que yo estoy utilizando y de momento, nos estamos librando. Además, cuando le lavas al pelo, parece que estás en un spa…que olor!!
  • 4.     Y aquí viene el remedio de las abuelas, el vinagre. Odio el olor, por lo que no pienso probarlo. Pero si alguno se anima… Hay que calentar el vinagre a un máximo de 50ºC. Después se aplica sobre el pelo seco y se tapa con un gorro de ducha o una toalla, para que mantenga el calor. Posteriormente, se peina el cabello con un peine especial de la farmacia y se lava el cabello con el champú habitual. Se deberá repetir 2 veces en semana.

¿Cuál utilizas tú? Déjanos tu comentario!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *